Ir al contenido principal

Muy confiado

En la acera de enfrente, estoy listo para entrar a casa al regreso de una extensa jornada. Tres hombres conversan y uno de ellos lleva una bebé sobre su hombro. Una vez nos presentamos como vecinos, me comenta: "Anoche me quedé mirándolo desde mi casa. Usted es muy confiado; llega y de una vez se baja del vehículo". "Y... ¿es tan peligroso?", pregunto titubeante. El vecino dirige su índice hacia la esquina del estacionamiento, junto a un poste de luz que soporta un tanque azul. "Ahí mismo me pegaron un tiro". Me encuentro sin palabras. Él continúa, ahora acercándose y cambiando la bebé al otro hombro para mostrarme la sien izquierda. "Me entró por ahí, y mire por dónde me salió. Yo estuve interno por 10 días". "Gracias a Dios que quedó vivo", comento, sopesando el valor de mis palabras ante el silencio. "Yo perdí ese oído". Lo miro, confundido entre el coraje, el pesar y la indignación. Nos reiteramos los nombres y agrega a la distancia: "Antes de usted desmontarse, inspeccione bien el área. ¡No se baje sin estar seguro!". Agradezco y me convierto en zombi mientras cruzo la calle. Frunzo el ceño y me muerdo los labios. Contemplo mi sangre, a punto de evaporar en su hervidero.


Cristino Alberto Gómez
26 de octubre de 2017

Entradas más populares de este blog

Yo no supe nacer

Regresar o caer,
ya no sé qué elegir;
reparar o perder,
remediar o morir.

Ya no sé del ayer;
ya no puedo decir
si estará la mujer,
si sabrá, si admitir

que jugué a renacer
anhelando surgir,
meristemo de un ser...
... ¡sensación de partir!

Contemplar sin creer
o palmar sin salir...
Yo no supe nacer;
¡qué sabré de vivir!

Cristino Alberto Gómez
10 de noviembre de 2017
@CristinoAlberto

Revisión de literatura en 3 partes

Existen diversos enfoques y acercamientos para abordar el Capítulo II de un trabajo de investigación para la universidad. En el presente texto tomo como punto de partida el formato para la elaboración de anteproyectos del centro de estudios donde enseño, a fin de facilitar su comprensión tanto para estudiantes de esta institución como para aquellos de otras universidades e investigadores en general. 
Abordaremos la revisión de literatura en tres partes que permitirán comprender el tema, sus fundamentos teóricos y conceptuales, las circunstancias en las cuales ocurre el problema y los esfuerzos previos para solucionarlo. Estas son: marco contextual, antecedentes y marco conceptual.
Marco contextual El marco contextual tiene como finalidad principal delimitar el tema en cuanto a las circunstancias de tiempo y espacio. Es decir, en esta sección se espera una descripción del lugar donde ocurre el problema, el entorno biofísico y socioeconómico, según aplique, así como el estado de desarro…

Mi triste guarida

Aunque no me perdones la vida,
cual tormenta que ignora moradas
y con ella mi triste guarida
que al andar calará con sus riadas;

Aunque digas que no lo merezco,
aunque quieras pensar que resisto...
aunque olvides el ay que padezco
si es que acaso imaginas que existo;

Porque supe vivir como vivo,
porque sé de tus ojos el brillo
cuando entregas el ramo de olivo
o si cierras por dentro el pestillo;

Porque habita una flor en tu pecho,
porque miles serán tus razones...
desde el suelo que encarna mi lecho,
te perdono que no me perdones.

Cristino Alberto Gómez
13 de agosto de 2017
@CristinoAlberto

Vacías las alforjas

Quiero
cambiar por voluntad las esperanzas,
dejar para el final las remembranzas,
trillar con el rocío mi sendero.

Sueño
llegar al manantial con mis andanzas,
hablarte de un lugar mientras avanzas,
surgir de la tristeza, allí el empeño.

Llevo
vacías las alforjas; no me asusta
el arduo caminar. La marcha justa
conduce al corazón del mundo nuevo.

Cristino Alberto Gómez
12 de agosto de 2013
@CristinoAlberto

A mi pesar

Yo te amo al gran pesar
de saber que no sabrás
y en mi pecho habitarás
silenciosa, a mi pesar.

Yo te amo sin dudar
que jamás te contaré
las mañanas que soñé
con tu risa al despertar.

Yo te amo a reventar
cuando sé que estás aquí
cuanto más allá y así
te persigo, a mi pesar.

Cristino Alberto Gómez
15 de noviembre de 2017
@CristinoAlberto

Déjame nacer

Porque vivo tantas cosas que te quiero agradecer, desde el mero pensamiento hasta el arte de crecer, ¡déjame nacer!
Porque supe del abrazo que quisiera conocer, porque sueño con el cielo y el mentado amanecer, ¡déjame nacer!
Para luego comentarte de las horas que nadé cuando supe que podría ser motivo de tu fe, ¡déjame nacer!
Te prometo que si dejas voy a comportarme bien. Si me mandas a la escuela, ya verás que traigo un cien. ¡Déjame nacer!
Porque yo no sé de miedo ni tampoco de placer, sólo sé que ya te quiero... ¿tú me amas, puede ser? ¡Déjame nacer!
Del espacio solitario donde ya me sé mover, soy el grito que suplica desde el fondo de tu ser: ¡déjame nacer!
Cristino Alberto Gómez 10 de febrero de 2017 @CristinoAlberto

Un espacio se vacía

¡Oh, la vida, vida mía!
Va distante cuando amarga
la materia que se encarga
de la túrbida energía.

Nada lleva el temporal,
nada tumban los temblores,
nada cuentan los dolores,
nada queda de un jornal.

Nada arrastra la tormenta,
nada portan mis rincones,
nada las habitaciones,
nada el pecho se lamenta.

Pero vida, vida mía,
de las penas y temores
y los bravos desamores
un espacio se vacía.

Cristino Alberto Gómez
18 de abril de 2017

@CristinoAlberto

Introducción de un anteproyecto en 5 pasos

En una propuesta de investigación, así como en un artículo científico o reporte de resultados, la introducción constituye el primer contacto del lector con el trabajo que se está presentando. De tal manera, esta sección constituye una puerta de entrada para el resto del documento. Por lo tanto, la riqueza de su contenido y estructura es determinante para contextualizar el trabajo y su aporte en relación con otras investigaciones del mismo campo de estudio, estableciendo así la relevancia del proyecto. ¿Cómo elaborar la introducción de un anteproyecto? https://t.co/HqltRwkL3O#Investigación#Tesis#Research — Cristino Gómez (@CristinoAlberto) February 6, 2017

Para poder elaborar adecuadamente una introducción se necesitan dos insumos muy importantes: una idea bien clara de lo que se pretende realizar y profundo conocimiento del tema, el cual se logra con mucha lectura de documentos con valor científico. Una vez contar con estos insumos, estructurarla será relativamente sencillo si se sigue…

Yo te amo desde aquí

Si el timón de aqueste tiempo
no me quiere junto a ti,
te murmuraré en silencio:
yo te amo desde aquí.

No querré tocar tu pelo
—¡y mirarte ni decir!—
ante el aire envuelto en celos.
Yo te amo desde aquí.

Si es rencor lo que motiva
la mirada que te di,
como el beso ya prohibida,
yo te amo desde aquí.

Ya soñé que te abrazaba
y mis brazos ya perdí.
Si era rudo si adoraba,
yo te amo desde aquí.

Si es pesado que tu mano
yo tomara cuando a mí
te lanzabas y era humano,
yo te amo desde aquí.

Que imagine tu calor
—¿quién sabía que era así?—
me hace reo de tu amor.
Yo te amo desde aquí.

Si hasta el verso es condenable
y las notas que escribí
bastan para ser culpable,
yo te amo desde aquí.

No me pidas que me acerque
ni siquiera a sonreír.
Si será pecado verte,
yo te amo desde aquí.

Cristino Alberto Gómez
29 de noviembre de 2017
@CristinoAlberto